lunes, 20 de junio de 2016

Palomiteando los cómics: Iron Man 3 - No Hay Cine Sin Palomitas


Iron Man 3 vs Iron Man: Extremis

Muy buenas a este nuevo espacio. Me presentaré, me llamo Fran y ahora que el cine de superhéroes da tanta pasta y está tan de moda, me gustaría compartir con vosotros una comparativa personal entre la obra cinematográfica y la original, que por lo general serán los cómics, así podré desahogarme contando todos los detalles que quiera con vosotros y dejaré a mis amigos en paz. Por cierto, aviso de que el artículo estará plagado de spoilers.

En esta primera entrega hablaremos de Iron Man 3, basada en la saga Extremis, por un par de razones. En primer lugar es porque aquí el origen de Iron Man, que hasta ese momento había sido en la guerra de Vietnam pasa a ser en la Guerra del Golfo, para modernizar un poco el personaje (ya costaba creer que Tony Stark estuviera en Vietnam y se conservara así de bien). Fuera donde fuese, fue herido por una bomba la cual le dejó metralla que iba acercándose poco a poco a su corazón. Fue su compañero de celda (Yinsen) el que le fabricó un imán que pegado a su pecho evitaba que la metralla le matase, además le asistió en la creación de su primera armadura. En segundo lugar es porque a partir de ahí mucha gente lo consideró un superhéroe de verdad, ahora os explico por qué.

En esta ocasión Tony Stark se enfrenta al Mandarín, un terrorista que está colocando bombas por todo EEUU y después de que su amigo y antiguo guardaespaldas (Happy) resultase herido en un atentado, Tony se involucra  personalmente. Tras un primer encontronazo (y salir mal parado) con los hombres del Mandarín, Tony empieza a investigar los atentados y vincula a AIM, junto con Maya Hansen y Aldrich Killian, con la organización del Mandarín. Por último, Tony descubre que las explosiones no son bombas, sino gente que no han soportado virus Extremis en su interior y que el Mandarín es sólo un actor que usa AIM para no vincularse directamente con los atentados.

Aunque el papel de Maya Hansen es bastante similar al de la peli, Aldrich Killian no podía ser más diferente. No conocía de nada ni a Tony ni a Pepper, sino que era compañero de Maya en Futurepharm Corporation y en la creación del virus Extremis, además no tenía nada que ver con A.I.M. Para introduciros un poco, esta organización está compuesta sobretodo por genios científicos y mercenarios y cuyos orígenes se remontan a la segunda guerra mundial y a Hydra. Su líder es M.O.D.O.K. y es un enemigo recurrente de Iron Man y de Los Vengadores.

Bien, primero, el Mandarín no aparece en la saga Extremis, cosa que no me importa pero es una pena que el genial Ben Kingsley sea sólo un actor yonki recogido en la calle. A mi me encanta que adapten una historia para que no te la cuenten dos veces exactamente igual, pero tío… estaba TAN bien caracterizado… pero bueno nos tendremos que conformar con esto, por ahora…

En realidad, el Mandarín es un genio científico y un experto en artes marciales, además posee 10 anillos procedentes de una nave alienígena que le dan diferentes poderes. De hecho, es uno de los mayores enemigos de Iron Man y fue nombrado en 2009 como el 81º villano más grande de los cómics por IGN.

Ahora hablemos del virus Extremis que originalmente su fin era replicar el suero del supersoldado, como todo en Marvel. Éste es un virus programable que permite reconstruir el cuerpo desde cero dando incluso habilidades sobrehumanas. Mallen, el villano de turno, se enfrenta a Iron Man y le derrota rotundamente dejándolo herido de muerte. Entonces Tony Stark ve que la única posibilidad de sobrevivir y recuperarse a tiempo para la revancha era infectarse a sí mismo con el virus y fue Maya Hansen la que le asistió en el proceso. El resultado fue que un nuevo Tony Stark resurgió y comentó que él mismo reprogramó el virus, dándole la capacidad de controlar las máquinas, además de, por ejemplo, estar conectado a todos los satélites del gobierno. También posee el traje que le permite controlar la armadura de Iron Man dentro de los huesos con la capacidad de sacarlo a voluntad y con sólo un pensamiento. Esto le permite, entre otras cosas hacer que la armadura vaya a su cuerpo a voluntad.

Bueno, tampoco quiero contaros todo el cómic y os ánimos que os lo leáis, son sólo 6 números que se leen en una tarde. Y si os da algo de pereza, Iron Man 3 es una película entretenida y con bastante acción aunque por el simple hecho de ver a Robert Downey Jr interpretar a Tony Stark, merece la pena. Espero que os haya gustado y no se os haya hecho muy pesado. Así que ya sabéis, si os gusta el cine de superhéroes podéis empezar a leer alguna saga corta para introduciros en el mundo y si no… a esperar a la nueva tanda de pelis que se acercan tanto de Marvel como de DC con un buen bol de palomitas.

0 comentarios:

Publicar un comentario