miércoles, 13 de mayo de 2015

Asterix: La residencia de los dioses

Estos romanos están locos...


Y nuestra tercer película en la fiesta del cine es Astérix, y la verdad es que ha sido una buena elección, hacia muchos años, desde que eramos pequeños, que no veíamos una película de Astérix de animación. La última fue Astérix en América en 1994.

En esta ocasión Julio César decide ganar a los galos de otra forma ya que con sus múltiples intentos anteriores no ha conseguido derrotar a esa pequeña aldea de la galia. Esta vez decide construir un complejo urbanístico al lado de la pequeña Armonica . Así los galos verán la forma que tienen de vivir de los romanos y decidirán irse con ellos.

Sin duda una película muy divertida que saca las carcajadas de los más pequeños y de nosotros al recordar esas historias que veíamos de niños delante del televisor.

Con muchos guiños al pasado este film se hace ameno y entretenido, con una historia sencilla y final previsible pero que nos hace disfrutar de cada momento.

No hemos podido evitar recordar nuestra película favorita de Astérix y las doce pruebas del César (1976), sobre todo la prueba en la que Obelix tiene que comer todo lo que le ponen por delante.

Esta es una apuesta segura para la fiesta del cine, ir solos, con amigos, en pareja o con los más pequeños de la casa y os aseguramos que pasareis un rato muy divertido, y no olvidéis vuestras palomitas.

0 comentarios:

Publicar un comentario