domingo, 24 de agosto de 2014

Estreno de la temporada 8 de Doctor Who en CINESA

Keep Calm And Call The Doctor

Doctor Who es una institución en la televisión inglesa. No solo ostenta el record de serie más longeva de la televisión, 50 años nada menos, sino que es una de las series más queridas dentro y fuera de sus fronteras y en la que los actores y actrices desean trabajar sin importar el papel. Por eso no es raro que la BBC, cadena donde se emite en tierras británicas, y la cadena española de cines CINESA, los cuales proyectaron en toda la geografía española el especial 50 aniversario de hace un año y el capítulo del que hablamos hoy, quieran recompensar a los fans del mundo haciéndoles disfrutar del Doctor en pantalla grande. Y qué disfrute.


Algo así
Nada más llegar al cine, Méndez Álvaro en mi caso, el ambiente era irrepetible. Había gente disfrazada de doctores, tanto clásicos como de la era moderna, de la TARDIS e incluso de enemigos del Doctor, una chica disfrazada de Dalek, no digo más. También había gente con chapas y camisetas de la serie (Trust me, I’m the Doctor), así como grupos de gente grabándose en video contando sus impresiones e inquietudes antes de entrar a la sala. Todos estábamos nerviosos por lo que íbamos a ver, pero la espera valió la pena. Cuando se acercaba la hora de inicio fuimos entrando en las salas, CINESA habilitó dos debido a que las entradas de la primera sala volaron en un par de horas y la gente suplicó, yo incluido, otra sala, y nos acomodamos en las butacas hasta llenarlas.

Cuando se apagaron las luces del cine, este fue iluminado por las luces de los destornilladores sónicos del publico y los gritos de emoción de la gente. Antes de que empezara el capítulo, pudimos ver un divertidísimo corto introducción hecho para el cine donde pudimos ver a Strax, ese simpático guerrero Sontara con problemas para diferenciar géneros, entre otras cosas, que hacía un repaso de los Doctores vistos hasta la fecha, todo esto grabado para su video blog. Fue un video muy divertido y muy bien recibido por la gente. Tras él al fin empezó el capítulo y la magia de Doctor Who.

El capítulo, recordemos que supone la primera historia de Peter Capaldi como Doctor en la serie, es un gran capítulo, y no solo en duración, 75 minutos, también en calidad. La premisa es sencilla, como suele pasar en Doctor Who. El Doctor aparece en el Londres Victoriano y se encuentra con un dinosaurio que está andando por el Támesis. A partir de ahí empieza una historia que promete dar muchas alegrías y emociones a los fans a lo largo de la temporada. El episodio tiene momentos hilarantes, como esa conversación en el callejón, y momentos muy tensos, como toda la secuencia en un sótano. Imperdible ese cameo sorpresa del capítulo. El episodio tiene muchas referencias al pasado de la serie y explora una faceta del Doctor que los que solo hemos visto la era moderna no conocemos y que, estoy seguro, será muy interesante. Su relación con Clara, y el cambio de aspecto de una persona joven a hombre maduro, será un tema recurrente en esta nueva etapa.

El Doctor de Capaldi apunta maneras. Es divertido, ingenioso, un poco amargado y con un poco de mala leche. Parece que va a ser un Doctor más oscuro que sus predecesores más cercanos. Aunque es normal que los nuevos Doctores tarden unos capítulos en coger el tono y agradar a los fans más acérrimos, si lo logran del todo; Peter Capaldi consiguió agradar y convencer con esta presentación a la sala de cine.

Tras el episodio, después de aplaudir hasta dejarnos las manos, tuvimos la suerte de ver un breve Detrás de las cámaras, 10 minutos aprox., sobre el primer día de rodaje del capítulo. Fue muy interesante ver hablar a Moffat sobre el cambio de actor y a Capaldi sobre su amor a la serie y cómo es un sueño para él ser el protagonista de la serie que veía en su infancia.

Al acabar éste, se encendieron las luces y todos nos levantamos, aún extasiados por lo que acabábamos de ver, sabiendo que toda la espera y nervios habían valido la pena. Yo, por mi parte, pienso disfrutar de los próximos capítulos con un gran bol de palomitas, porque estoy seguro de que lo de ayer solo era el principio de algo muy bueno en la serie.

2 comentarios:

  1. Yo no pude ir al cine, pero lo disfruté ayer por la mañana en casa. Cogí mis chuches favoritas y lo disfruté como todos los capis, con mucha ilusión ! Matt Smith siempre tendrá mi corazón copado, su Doctor fue muy grande, para mi; pero pienso dejar un hueco bien grande para Peter Capaldi y su Doctor. Me ha enamorado con su primer capítulo. Pero yo ya llevo disfrutándole hace tiempo, con su magnifico trabajo en The Children Of The Earth, en el capítulo de Pompeya, y como no, en su papel de Cardenal en Los Mosqueteros, donde lo borda !! Impaciente por ver ya el siguiente capi :D !

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Matt Smith, al igual que David Tennant y Christopher Eccleston, siempre tendrán un hueco en nuestros corazones, pues los whovians siempre estamos remodelandolo para ir haciendo habitaciones a los nuevos doctores. Peter Capaldi siempre ha sido un gran actor, y director, recordemos que tiene un Oscar por un cortometraje que hizo, y me alegro mucho de que al fin tenga la oportunidad de ser totalmente reconocido. Además, su Doctor será un cambio de registro para el personaje, después de unos más alocados y juveniles (que me encantaba su carácter, no se me entienda mal), y renovará el estilo de la serie. Yo no me lo pierdo por nada del mundo! Disfruta los próximos capítulos, Silvia!

      Eliminar